in

T-Systems en México

  • Por Darío Selis, Columnista en Excélsior.

En tiempos en que las empresas están mayormente obligadas a ser más competitivas en el mercado local y global, la incorporación de las Tecnologías de Información (TI) se ha convertido en un diferenciador para ganar agilidad y eficiencia, así como para retener y atraer a nuevos clientes, al tiempo que generan ahorros en la operación.

Y no es para menos que México sea un país muy atractivo para firmas como Microsoft, SAP, Accenture, Oracle, T-Systems y Symantec, entre otras, debido a la mano de obra calificada, una posición geográfica privilegiada y el acceso preferencial a los principales mercados globales, lo que se ha traducido en un crecimiento de 11% de la industria en la última década.

Es por ello que estos gigantes tecnológicos han reconocido grandes oportunidades en el sector nacional de las TI, mercado valuado en poco más de diez mil millones de dólares, con lo que de acuerdo a la Canieti, que lleva Rogelio Garza, coloca a México como el tercer lugar a escala mundial en proveeduría de TI y el sexto mejor destino para la subcontratación de servicios, así como contacts y call centers.

Un claro ejemplo de la importancia que cada vez le dan las empresas a dichas tecnologías es Grupo Vitro, que comanda Adrián Sada, que experimentó en los últimos tres años una reducción de hasta 30% en sus costos luego de implementar en sus operaciones la solución tecnológica denominada “Escritorio Virtual”.

Dicho modelo de cómputo fue introducido al país por la alemana T-Systems, que en México dirige Federico Casas-Alatriste, y que consiste en el suministro de una infraestructura capaz de soportar a distancia más de cuatro mil 500 estaciones de trabajo, así como servicios de seguridad de información, siendo Vitro una de las primeras empresas en América Latina que lo implemente en su operación.

La firma teutona, la cual es una división del Grupo Deutsche Telekom AG, tuvo sus inicios en nuestro país como Gedas México a mediados de los noventa, una empresa que desde su centro de operaciones en Puebla y con sus más de mil 500 empleados se dedica al desarrollo y comercialización de cualquier tipo de soluciones en materia de Tecnologías de la Información.

La mencionada solución tecnológica derivó en que Vitro experimentara beneficios tangibles en términos de eficiencia, pues además de percibir esa reducción de costos, lograron colocar la disponibilidad de sus servicios por encima de 99.95%, algo más que útil para una empresa con más de 100 años de historia y que registra ventas anuales por 23 mil millones de pesos.

Además, T-Systems es el único proveedor que garantiza a los clientes un solo punto de contacto, independientemente de si se requieren servicios de TI o de telecomunicaciones, para producir y desarrollar nuevas soluciones, lo que es posible gracias a la administración y operación de diez centros de cómputo en las ciudades de Puebla, Distrito Federal, Houston y Fráncfort.

Así, la firma que dirige Casas-Alatriste Urquiza apuesta a reforzar su portafolio de soluciones tecnológicas en sectores tan diversos como el automotriz, manufacturero, financiero y de consumo. México es uno de sus enclaves estratégicos para la operación y atención de millones de usuarios a escala mundial.

Fuente: Dineroenimagen.com

¿Qué te pareció la publicación?

Convenio: AMITI, ProMéxico y BSA

La TDT y la Constitución