in

La “tormenta perfecta”

En Index Ventures, hemos estado invirtiendo en el código abierto desde hace 12 años, y nunca hemos visto un momento tan “tormenta perfecta” en las compañías de código abierto para dar el gran salto a la libertad de la rentabilidad. Con la noticia de que Hortonworks (compañía dedicada al desarrollo de servicios sobre la plataforma de datos empresariales Apache Hadoop]), una de nuestras inversiones, ha recibido otros $ 100 millones en financiamiento, está claro que la industria está finalmente listo para aceptar y valorar nuevas empresas de código abierto ya que la empresa realmente está preparada para un crecimiento a largo plazo.

¿Por qué – después de décadas de emprendimientos tratando de utilizar tecnología de código abierto para construir sociedades sin ánimo de lucro – ahora es el momento de las compañías de código abierto de mil millones de dólares?

El código abierto, por su propia naturaleza, es comunitaria, gratuita o de bajo costo, hasta impulsada por piratas informáticos e incluso anarquista en su enfoque. Así que, a primera vista, puede parecer contrario a la intuición de que una libre circulación por el “bien común” podría constituir la base para una industria altamente rentable. Hasta este año, Red Hat fue una de las pocas compañías de código abierto con una capitalización de mercado de miles de millones, pero ya estamos viendo otras historias de éxito de origen código abierto como Hortonworks, Elasticsearch y muchos otros.

Varios factores se han unido para crear un ambiente ideal para que las compañías de código abierto tengan éxito como negocios rentables. En primer lugar, habría que hablar de dónde estaba la industria de código abierto, y cómo hemos llegado a este punto de inflexión.

Cuando la industria del software llegó a despegar hace 50 años, era de origen casi totalmente cerrada. Las primeras empresas de software ” escribió, compilo, y envío” modelo de software empaquetado que dominó durante décadas, bajo el que se crearon gigantes como Microsoft y Oracle. Pero los desarrolladores de software dieron cuenta de que tenía que haber una manera mejor y más barata de poner software en las manos de los usuarios. La compra de los paquetes de software y las actualizaciones continuas era extremadamente caras, así como engorrosas y de alto mantenimiento, por lo que los usuarios estaban buscando mejores alternativas.

El movimiento de código abierto surgió cuando los desarrolladores se dieron cuenta de que podían crear software en un entorno orientado a la comunidad, dejando cada uno agregar conocimiento a cambio de la participación en el producto colectivo. Sin embargo, las plataformas de código abierto como Linux en sus inicios eran rudimentarias y baratas, construidas enteramente por y para los techies, dificultando su uso dentro de las grandes empresas que necesitan estructura y control.

Ahora, el software de código abierto no sólo es barato, sino robusto, fácil de usar, y también técnicamente avanzado. Ahora es el momento de hacer dinero con el código abierto, y aquí hay seis razones de por qué:

El código abierto es de vanguardia

Durante años, las aplicaciones de código abierto eran versiones “baratas y alegres” de paquetes de software costosos. Linux es un sistema operativo libre que surgió como el líder de las versiones de Unix, y MySQL era la prima libre de software de base de datos caro. Hoy en día, los desarrolladores están utilizando código abierto para el desarrollo de software de última generación. Docenas de nuevas empresas de Big Data han basado sus modelos de negocio en el marco de proceso de datos de código abierto como Hadoop, y muchas otras nuevas empresas están creando aplicaciones líderes en la industria en su totalidad construidas en código abierto. Elasticsearch, por ejemplo, no sólo utiliza Lucene de fuente abierta para crear tecnología de búsqueda “barato y ligero”, sino que construyó un nuevo tipo de producto que permite a las empresas obtener información procesable en tiempo real a partir de casi cualquier tipo de fuente de datos estructurados y no estructurados.

El código abierto es de clase empresarial

En el pasado, la mayor queja acerca de la tecnología de código abierto fue que no era adecuado para la empresa. Claro, era genial para los hackers y geeks, pero no era robusto, seguro y lo suficientemente escalable para implementaciones corporativas de gran escala. Las empresas necesitan gastar millones para Microsoft y Oracle en licencias; era lo que se esperaba. Hoy en día, las empresas no sólo están listas y dispuestas a aceptar aplicaciones de código abierto, sino que están cansados de desembolsar millones para soluciones complejas, propias y que los hacen dependientes de las empresas individuales, ahora saben que pueden conseguir lo mismo, o mejor y con la misma funcionalidad con las aplicaciones de código abierto en una fracción del precio. Las aplicaciones de código abierto que hoy son dirigidas a las empresas, ofrecen todo tipo de paquetes de software, con alta fiabilidad, disponibilidad, capacidad de servicio y escalabilidad. Integran paneles de control frontales que son fáciles de usar, y ofrecen servicios de fondo de seguridad, gestión y seguimiento.

Los sistemas son cada vez más complejos

Las primeras tecnologías de código abierto eran en su mayoría sistemas operativos y bases de datos de software independientes que residían en servidores individuales. Un usuario descargaba MySQL en un servidor para administrándolo localmente. Ahora, con la casi ubicuidad de la banda ancha y la nube, plataformas de código abierto se están convirtiendo en grandes sistemas múlti-nodos. Las startups hoy pueden tomar ventaja del bajo costo de la computación distribuida para construir y lanzar el software de código abierto sofisticado. Ellos pueden usar la nube para facilitar su distribución, control y actualizaciones. Un modelo de distribución basado en la nube permite a las tecnologías de código abierto escalar a nuevas alturas. Yahoo y Hadoop ahora dirigen través de 40,000 servidores su sistema de datos complejos distribuidos masivamente. Este tipo de implementación de código abierto a escala masiva era impensable hace 10 años.

Modelos de monetización

Con la entrega basada en la nube, los modelos de monetización de código abierto se han vuelto dominantes. Modelos freemium que ahora se utilizan por la mayoría de las empresas de software y desarrolladores de aplicaciones fueron iniciados por la comunidad de código abierto. El principio del código abierto ha sido siempre la de regalar el “núcleo abierto” de forma gratuita, y luego cobrar por características adicionales. Los clientes empresariales están claramente dispuestos a pagar por las personalizaciones adicionales, tales como la gestión, el seguimiento, cuadros de mando y seguridad. Incluso cuando los clientes compran estos complementos, las soluciones de código abierto todavía cuestan una fracción de lo que los productos tradicionales “empaquetados” cuestan. Compañías de código abierto también pueden cobrar por consultoría, formación, servicio, conectores y componentes, al igual que los proveedores de SaaS lo hacen. Estos flujos de doble ingreso generarán grades ingresos y beneficios para los líderes de código abierto.

Nuevas empresas de código abierto ahora controlan su destino
La primera ola de líderes de código abierto, incluyendo Red Hat, se basó casi exclusivamente en la comunidad para construir sus productos. Su desarrollo del producto fue verdaderamente comunitaria. Las compañías de código abierto más prometedoras construyen alrededor del 80 por ciento de su desarrollo interno con algunas contribuciones de la comunidad. Esto le da a las empresas más control sobre las características del producto y los planes de trabajo, lo que les permite ofrecer soporte de clase empresarial personalizado a los clientes.

La adopción ha alcanzado una masa crítica

Estimulados por todos los elementos anteriores, hemos llegado a un nivel sin precedentes de adopción de software libre en las empresas. El 86% de las empresas en las industrias no tecnológicas utilizan ahora el código abierto, y ese número es probablemente el 100 % en las empresas de tecnología. El modelo freemium: prueba-antes-de-comprar, ha hecho mucho para impulsar el código abierto a nuevas alturas. Las empresas pueden probar una versión simple de una aplicación de código abierto de forma gratuita, y si les gusta, pueden pagar para obtener las funciones empresariales de valor añadido. No hay prácticamente ningún riesgo con este modelo, y la mayoría de las empresas que tratan con el código abierto tienden a aferrarse a él. Y, por último, la nube ha permitido a las empresas de código abierto que su software tenga un despliegue de producción rápido. Se puede obtener una visión instantánea de lo que no funciona, recoger datos valiosos sobre cómo los clientes utilizan sus productos, y fijar el status a medida que ocurren. En pocas palabras, las aplicaciones de código abierto son ahora, no sólo buenas, sino geniales.

Index Ventures ha respaldado a más de 20 compañías de código abierto en los últimos años. Creemos que el código abierto será la estrategia de desarrollo y distribución de software dominante del futuro, especialmente en ciertas categorías, como el Big Data y la infraestructura, y generará miles de millones de dólares en valor de acciones para los inversionistas y empresarios por igual.

Escrito por: Mike Volpi. Él es un socio de Index Ventures, una firma de capital riesgo internacional de múltiples etapas, con oficinas en San Francisco, Londres y Ginebra. Actualmente es miembro de los consejos de administración de Big Switch Networks, elasticsearch, Fuze, Hortonworks, Lookout, Mashape, Path, Pure Storage, Sonos, SoundCloud, Wealthfront and Zuora. Anteriormente, ocupó una serie de puestos ejecutivos, incluyendo ser jefe de estrategia de Cisco. Contáctalo @mavolpi.

Fuente: https://recode.net/2014/03/25/a-perfect-storm-moment-for-multibillion-dollar-open-source-companies/

¿Qué te pareció la publicación?

Analfabetas digitales, al alza

Centro de Innovación Italiano -Mexicano